Sinopsis: Aysel tiene dieciséis años y le faltan motivos para seguir adelante. En un pequeño pueblo donde ser diferente está mal visto, ella carga con el peso de tener un nombre y un aspecto extranjeros y con el estigma del terrible crimen que su padre cometió. Sin amigos y con una familia que la rehúye, Aysel siente que su corazón es un agujero negro y que algo dentro de ella devora todos sus sentimientos.

Pero cuando conoce a Roman, un chico que vive atormentado por la culpa, siente que algo cambia. Con Roman las horas que antes se le hacían inacabables ahora pasan volando. Con Roman es capaz de imaginar un mundo mejor. Con Roman podrá hablar de los secretos que ha escondido durante años… A medida que los dos jóvenes se conocen, Aysel debe decidir: ¿quiere acabar con todo?, ¿o prefiere ver qué les depara el futuro?

Reseña: Llega a nuestras librerías Mi corazón en los días grises, una historia que nos sumerge en el mundo de las personas con depresión.9788490434956_phixr (1)

Este libro está escrito en forma de diario con una cuenta regresiva y está narrado en primera persona por Aysel. Comienza cuando ella decide que quiere morir y termina el día en que ha decidido concretar el plan.

Aysel es una adolescente deprimida. Su vida era normal hasta que un día su padre comete un horrible crimen y es arrestado. Ella se ve obligada a ir a vivir junto a su madre, el esposo de ésta y sus dos medios hermanos. Todos la tratan como a un bicho raro y en el colegio se burlan de ella e incluso le temen.

Aburrida de esta situación decide que lo mejor para todos es que ella desaparezca, así que planea suicidarse. Pero querer suicidarse y realmente hacerlo son cosas muy distintas, hay que tener valor para quitarse la vida y no arrepentirse a último momento.

“El problema del suicidio, del que la mayoría de las personas no es consciente, es que es muy difícil llegar hasta el final. Ya, ya lo sé… Todo el mundo dice eso de que <<el suicidio es la solución de los cobardes>>. Sin embargo, el hecho de que sea una solución cobarde no significa que vaya a ser fácil.”

En internet encuentra una página que se llama Camino hacia la paz, es un lugar en donde la gente que quiere suicidarse puede hablar del tema, pedir consejos y cosas así. Hay una sección en donde puedes buscar un compañero de suicidio, quien será el encargado de alentarte y de ayudarte a dar el gran paso hacia la muerte. Es aquí donde conoce a Roman.

Como compañeros de suicidio, empiezan a juntarse para planear la muerte y que todo logre salir perfecto. El problema es que mientras más tiempo pasan juntos, más se encariñan y eso no era parte del plan.

“-No puedo hacerte feliz. No podemos permitirnos que el otro nos haga feliz.
-¿Y eso sería tan malo?
-Eso lo estropearía todo.”

La depresión es una enfermedad común en nuestros días y no se puede tomar a la ligera porque es más peligrosa de lo que parece. Jasmine Warga aborda el tema de forma respetuosa y sensible.

“La depresión es un peso del que no puedes librarte. La depresión forma parte de ti; la llevas en los huesos y en la sangre. Si hay algo que tengo claro sobre la depresión es que no se puede escapar de ella.”

Me gusta la forma en que nos presentan a estos dos personajes depresivos. Al principio ambos están en un abismo del que no ven salida, creen que al morir harán la vida de los demás más fácil. Pero, poco a poco, van cambiando, ven el mundo desde otra perspectiva, aparecen los sentimientos y comienzan a complicarse todos los planes.

Encontramos una gran variedad de situaciones que llevan al límite nuestras emociones. En momentos nos dejamos inundar por la oscura mente de los personajes, luego nos reímos con sus bromas y comentarios sarcásticos y, páginas después, lloramos por saber que no podemos hacer nada.

Las novelas adolescentes se están enfocando en ayudar a los chicos a sobrellevar los problemas, ya sea enfermedades físicas o mentales. Me gusta que sea así, son un gran aporte y, creo que, si este libro lo lee la persona correcta en el momento indicado, puede salvarle la vida.

Además, a las personas que no tenemos problemas nos ayuda a ser mejores, más empáticos con el resto del mundo. De hecho nunca deberíamos juzgar a alguien sin conocerlo.

Yo creo que todos hemos tenido problemas, todos hemos pasado por momentos horribles en los que nos gustaría morir y acabar con todo para siempre. Hay una frase que aparece en el libro y describe exactamente mi forma de ver la vida:

“Quizá los días buenos hacen que valga la pena vivir los malos.”

Mi corazón en los días grises es una historia profunda que nos presenta de forma delicada un tema que es tan complejo de abordar. La depresión contada en primera persona.

Si quieres leer algo que te haga sonreír y llorar, que te haga tener esperanza y que sea desgarrador. Te recomiendo esta historia. Aysel y Roman se ganarán un pedacito de tu corazón.

Le puse 4 estrellas en Goodreads porque me encantó, la muerte es un tema que me atormenta día a día.

Comentarios