¡El mercenario bocazas está de vuelta! Y ha regresado con todo el desmadre, sangre y humor que uno podría esperar de una película de Deadpool.

Sinopsis:

Tras los eventos del film anterior Deadpool (Ryan Reynolds) debe proteger a un joven mutante (Julian Dennison), perseguido por Cable (Josh Brolin), un soldado que viene del futuro. Para vencer a Cable, Deadpool reúne a un grupo de mutantes con superpoderes llamado X-Force. Pero no cuentan con que Cable no sería la única amenaza.
Después de una brillante campaña de marketing, Deadpool 2 por fin hace su entrada triunfal en cartelera, y por Dios que entró con bombos, platillos, explosiones y muchas cosas más.
Dirigida por David Leitch, la película es un festival de violencia y humor que no se detiene.

Pero antes de desmenuzar la película, siento que es importante destacar un punto que tienen ambas Deadpool en común, y eso es el corazón que hay en ambos filmes.
Ryan Reynolds ama a este personaje, y se nota, ya que él, en parte, produjo estos films y se nota en el carisma que le imprime al personaje y que sale de la pantalla cada vez que lo vemos.  Y eso se agradece demasiado, ya que no siempre Fox ha sabido aprovechar al máximo a sus propiedades intelectuales a la hora de hacer adaptaciones (te estoy mirando a ti “Wolverine: Origins”)

Dicho esto, saltemos de lleno a la película.

¿Entonces, es buena, mala, entretenida?

Por la M#%”&a que es entretenida esta película.  Me reí a carcajadas desde el minuto 1 hasta la escena de mitad de créditos.  La película al ser una comedia se dedica a sacarte la mayor cantidad de risas posibles por minuto.  Aunque claro, también deja espacio para desarrollo de personajes.
Sinceramente me sorprendió lo mucho que crece Wade en este film (a su propia manera xD) Siendo capaz de compartir con dos teams en el film. Los X-men y la X-Force.

Hablando de los X-Men, se agradecen un montón de detalles que hay sobre ellos en el film. Desde la incorporación de  Essex Corp hasta la casa de los Mutantes. (Porque sí, prepárense para ver MUCHOS cameos y referencias en esta cinta).

Hablando de cameos y equipos. Los compañeros de Deadpool son un montón de diversión también. Domino es una Badass en pantalla y sorpresivamente logran plasmar sumamente bien en la película su poder con la “suerte” y Cable, Cable es el antagonista ideal para Deadpool.  Un contraste bien llevado a cabo entre el bromista y el eterno serio.

En el aspecto técnico la película también resalta bastante, hay escenas de acción sumamente bien logradas y bien coreografiadas que te dejan la adrenalina a mil.

Si bien tiene sus puntos bajos como por ejemplo estirar mucho las bromas a veces, las compensa con el carisma de los personajes.  En donde puedes entender por lo que están pasando (incluso en los momentos más dramáticos) y no se hace molesto cuando la película decide darle un descanso al humor para darle pasó al desarrollo de personajes o como ya dije, un poco de drama.

En resumidas cuentas. Deadpool 2 es un film sumamente entretenido, con muchos guiños a los comics, cultura pop, una gran banda sonora y violencia desenfrenada. Aunque el film no es solo eso… tal y como lo dice el mismo Deadpool en un momento de la película (y sin dar spoilers) “Esta es una película familiar”

 

 

 

 

Comentarios