“Thor Ragnarok es una cinta muy entretenida, con un buen uso de la comedia, con una atractiva atmósfera y decisiones acertadas tanto en el cast como en el guión, cuyas pequeñas rebeldías y licencias nos entregan una visión llena de entretención, deleite visual y la clara sensación de una película redonda.”

Rating: [4/5]

  • Nombre: Thor Ragnarok
  • Reparto: Chris Hemsworth, Cate Blanchett, Jeff Goldblum, Anthony Hopkins, Tessa Thompson, Mark Ruffalo, Idris Elba, Karl Urban
  • Director: Taika Waititi
  • Música: Mark Mothersbaugh

SINOPSIS:En Thor: Ragnarok de Marvel Studios, Thor es tomado como prisionero en el otro lado del universo, sin su poderoso martillo, por lo que tendrá que correr contra el tiempo para volver a Asgard y detener el Ragnarok (la destrucción de su hogar y el fin de la civilización asgardiana) a manos de una nueva y poderosa amenaza, la implacable Hela. Pero antes, deberá sobrevivir ante una brutal prueba de gladiadores, que lo enfrentará a su antes aliado y amigo vengador, ¡El Increíble Hulk!”.

RESEÑA: Llega a nuestra cartelera una de las películas más esperadas de este 2017, la tercera entrega de la saga del dios del trueno: Thor: Ragnarok, y llega precedida de excelente crítica y un porcentaje muy alto en las páginas especializadas. La vimos y te contamos todo, sin spoilers, aquí en tu Canal Favorito.

Sí, debo reconocer que soy una fanática de Thor, y trataré de mantenerme dentro de la objetividad, pero quiero que sepan desde las primeras líneas que esta cinta me gustó y mucho. Algunos la han llamado la mejor película del MCU, sin embargo, creo que esto sería una exageración, a mi parecer la imbatible Capitán América y El Soldado del Invierno sigue siendo la número 1, sin embargo, eso no resta ninguna de las grandes virtudes que exhibe Ragnarok y que definitivamente sentará una base, un antes y un después dentro del Universo Cinematográfico de Marvel.

De estética y desarrollo de personajes muy cercano a Guardianes de la Galaxia, el MCU se va moviendo poco a poco en esa dirección, sacándonos de los conflictos puramente terrestres y ampliando el escenario a otros mundos. Si bien, las anteriores entregas de Thor siempre han tenido desarrollo fuera de nuestro planeta, gran parte de su trama se ha realizado en la Tierra. Esta vez Thor nos invita a una aventura fuera de los confines de la Galaxia, incluso en los límites del universo conocido.

El Ragnarok es una Profecía que tanto en la mitología nórdica como en los mismos cómics augura el fin de los tiempos y Marvel se planteó el desafío de representar este caos de la manera más difícil: con claros tintes de comedia. La oscura historia del Ragnarok, que está muy lejos de los estándares de la marca en el cine, con muchas muertes, muchos cambios y muchos finales se vislumbran en su argumento y en la potencia de sus imágenes, sin embargo, Marvel fue capaz de mover este drama oscuro y potente hacia un lugar mucho más amigable, sin restarle la pomposidad que requería. Debo decir, que en un comienzo esta idea me dio un poco de miedo (mucho miedo en realidad), pero dado los resultados, debo respirar con tranquilidad.

Sabemos que la comedia puede provocar una reacción adversa en aquel grupo de fanáticos que esperan que las historias de superhéroes sean oscuras y muy profundas, para ellos hay toda una franquicia que no es Marvel que puede hacer sus deseos realidad, que los puede llevar por oscuras sendas a un profunda comunicación con el yo interno de un superhéroe. Thor: Ragnarok está muy alejado de esa realidad, sépanlo, sin embargo, eso no quiere decir que sea un error.

La cinta está planteada lejos de la majestuosidad del panteón nórdico que sus predecesores Kenneth Branagh en Thor, con una estética más cercana a una obra teatral, y Alan Taylor en Thor: Un Mundo Oscuro, con su estética muy a lo Game of Thrones, le imprimieron a sus trabajos, pero el director Taika Waititi entiende que debe mostrarnos una nueva naturaleza al mundo del dios del trueno, un mundo extraño que, rodeado de colores y música psicodélica, llega a su fin, cerrando el arco argumental del poderoso Vengador. Waititi sabe que su personaje principal debe evolucionar, debe cambiar, debe dejar de velar solo por sus intereses, y le imprime una nueva característica: la vulnerabilidad.

Thor no es un dios en el universo, él es un alienígena de gran poder, pero aún así un ser mortal, un ser que está en la búsqueda de su verdadera grandeza, una grandeza que no yace en el poder de su martillo ni en su real linaje, sino que reside dentro de él. Las conversaciones intrascendentes entre Thor y Loki son el reflejo inteligente de cómo dos seres muy poderosos contemplan el mundo, con la ligereza de aquel que ha vivido en una burbuja sin ver mucho más allá de sus propios deseos y contradicciones. Waititi lo entiende y aunque nos planeta una comedia, esto no quiere decir que sea menos profunda ni sus personajes menos interesantes.

El ritmo desenfrenado y psicodélico de la atmósfera son un planteamiento desenfadado que rinde homenajes a los cómics, a sus colores, a los primeros exponentes de Marvel. La banda sonora del gigante Mark Mothersbaugh es una de las más alejadas de las anteriores composiciones del MCU, por supuesto que tenemos una heroica suite, sin embargo, esta se mezcla con el sonido de sintetizadores que rompen los esquemas y se salen del molde. Realmente un deleite.


Thor: Ragnarok es una cinta inteligente, que entiende a sus personajes, que entiende su humor, sus rebeldías, que entiende a sus actores y sabe dirigirlos por caminos dispares, pero tremendamente interesantes, donde la comedia está a favor de la historia.
Chris Hemsworth (El Cazador y la Reina de Hielo, En El Corazón del Mar) se siente cómodo con el humor, no tiene miedo alguno de hacer el ridículo o de ser altanero, una de las características más importantes en el personaje del dios del trueno, sin embargo, es capaz de desdoblarse y convertirse en el Hijo de Odín, de abrazar a su pueblo, de entender sus necesidades, su trabajo es muy completo y con un registro actoral amplio. Por otro lado, debo sacarme el sombrero ante Cate Blanchett (Elizabeth La Edad de Oro, La Cenicienta)quien, a mi gusto, interpreta a uno de los mejores villanos de Marvel, su ángel en pantalla es capaz de iluminarlo todo, un verdadero placer y un gran acierto. Pero cabe decir que todos están muy bien en esta película y se agradece la buena construcción de personajes, desde Tom Hiddleston (Kong La Isla Calavera) en su papel de Loki, quien tiene una vez más un muy buen papel, mucho más cercano a su esencia como Dios de las Travesuras, Jeff Goldblum (Jurassic World, La Mosca) está simplemente genial, al igual que Mark Ruffalo (En Primera Plana), Idris Elba (La Torre Oscura, Titanes del Pacífico) y Tessa Thompson Creed(). Todos excelentes. Y definitivamente poder ver al gran Anthony Hopkins en pantalla es un maravilloso placer que de por si vale el dinero de la entrada.

Thor Ragnarok es una cinta muy entretenida, con un buen uso de la comedia, con una atractiva atmósfera y decisiones acertadas tanto en el cast como en el guión, cuyas pequeñas rebeldías y licencias nos entregan una visión llena de entretención familiar y no tanto, deleite visual y la clara sensación de una película redonda. Pero, como siempre, son ustedes, mis estimados freaks, quienes tienen la última palabra.

Muy buena.

Erika Moreno I.

PD. Hay varios cameos que sacarán más de una sonrisa. No se olviden de buscarlos.

Comentarios