Es una película loca, con humor blanco y dinámica. Una cinta que sin grandes pretensiones logra cautivar al espectador con personajes adorables y toques de humanidad precisos en los que se pueden identificar los niños y sus padres. Es risa, diversión y en momentos conmueve.

 

Ya está en cines la cinta las Travesuras de Peter Rabbit, basadas en los clásicos personajes creados por Beatrix Potter. Un clásico inglés que ha traspasado generaciones.

Director: Will Gluck
Reparto: Domhnall Gleeson, Rose Byrne, James Corden, Sam Neill, Margot Robbie, Daisy Ridley

Sinopsis:
Peter Rabbit no es un conejo cualquiera. Es un rebelde que viste camisa azul y no lleva pantalones. Peter vive junto a su familia y amigos, un grupo variopinto de animales que incluye incluso a un zorro. Todos ellos harán de las suyas en la granja de los McGregor, lugar en cuyo jardín disponen de deliciosos vegetales. La fiesta animal ha empezado, y esto es solo el principio.

Reseña: 

Debo reconocer que pese a conocer los libros infantiles en que se basan los personajes de la película, cada vez que vi los Trailers no sabía bien qué esperar. Será una aventura juguetona, una comedia…en verdad no lograba hacerme a una idea más concreta de qué esperar. Pero tengo que reconocer que la película me sorprendió mucho. Es una película entretenida, con un ritmo perfecto para los regalones de la casa y que la pueden disfrutar tanto los niños como los adultos.

Como les comenté, fui con una mente abierta y  me encontré con una película que sin grandes pretensiones logra cautivar al espectador con personajes adorables y toques de humanidad precisos en los que se pueden identificar los niños y sus padres también. Es risa, diversión y en momentos conmueve. Fuimos a verla en familia y nos reímos mucho con las travesuras de los animales y Domhnall Gleeson (Los Últimos Jedi) quien tiene una gran capacidad para hacer humor blanco que desconocía por completo.

La animación es amigable y agradable, se complementa perfecto el CGI con las tomas reales y los actores. Pero también  la cinta está llena de  detalles tales como incluir los diseños originales de las ilustraciones de los libros, cosa que el que creció con los libros, lo agradece.

 

Resumiendo: Es una película loca, con humor blanco y dinámica. En nuestro caso, toda la sala, tanto grandes como chicos salimos con una sonrisa de oreja a oreja y muertos de la risa. Un imperdible para ir este fin de semana largo con los niños al cine.  La recomiendo 100%

 

 

Comentarios